Polémica sobre “la entrevista del siglo” con la princesa Diana

A pesar de haber transcurrido más de 25 años, la entrevista realizada por el periodista Martin Bashir a la entonces princesa Diana de Gales, sigue siendo polémica, tal y como fue en el año 1995.

En ese año, la cadena BBC de Londres transmitió una entrevista, la cual se catalogó por los medios como la entrevista del siglo. En ella, el periodista Martin Bashir consiguió que la fallecida princesa hablara frente a las cámaras.

La nueva polémica se genera luego que la cadena de noticias más importante de Londres y a nivel mundial, decidiera realizar una investigación interna con la cual se determinaría si el periodista actuó de manera maliciosa.

Al respecto, el hijo mayor de la princesa más querida por el pueblo británico, y quien es heredero al trono, el príncipe Williams, dijo que esta investigación de la BBC es un “gran paso en la buena dirección”.

Para comprender mejor el contexto, es necesario recordar que la entrevista emitida en noviembre de 1995, y la cual fue vista por más de 20 millones de británicos, fue la primera vez donde la princesa emitió declaraciones sobre su divorcio con el príncipe Carlos.

En la entrevista, la princesa reveló las razones por las cuales había decidido separarse de su esposo, lo cual era un escándalo para ese momento e involucraba a la familia real británica.

Para aquel entonces, la princesa Lady Diana Spencer dijo a las cámaras que tanto ella como el príncipe Carlos habían cometido actos de infidelidad mientras aún se encontraban casados.

Entrevista al hermano de Lady Di

El diario con más rotativa en el país, Daily Mail, recientemente publicó una entrevista realizada al hermano de la princesa, Charles Spencer. Él fue quien presentó al periodista y su hermana para realizar la famosa entrevista.

Spencer afirma que Bashir se ganó la confianza de él y de su hermana haciéndoles creer que la familia real británica conspiraba en contra de la princesa.

Sin embargo, según la entrevista publicada por el Daily Mail, el periodista Bashir hizo tales afirmaciones, que fueron mentiras creadas por este, para poder ganarse la confianza de ambos y conseguir la exclusiva en la entrevista. 

Pruebas presentadas por Spencer

El hermano de la fallecida princesa basó su acusación con apoyo de unas notas tomadas de una reunión que sostuvo con Bashir, tres meses antes de efectuarse la entrevista. Para ese momento, el periodista de la BBC enumeró una serie de acusaciones con respecto a una supuesta red de vigilancia secreta. También mencionó que la correspondencia de Diana había sido interceptada.

Del mismo modo, el periodista le asevero a la princesa que su automóvil se encontraba vigilado y la seguían a todas partes. Entre tanto, su teléfono privado lo habían intervenido.

Sin embargo, la acusación que más llamó la atención de Spencer por considerarla fantasiosa, se relaciona con un supuesto reloj, propiedad del príncipe Williams, y el cual, según Bashir podía grabar conversaciones.

No conforme con eso, el periodista también presentó ciertos extractos bancarios de algunas personas al servicio de la familia real. Pero se descubrió que dichos documentos fueron falsificados por un diseñador gráfico y los cuales fueron solicitados por Bashir.

Debido a estas acusaciones, la BBC se comprometió a realizar una nueva investigación interna más exhaustiva contra Bashir, a pesar de haber absuelto al periodista en la década de los 90 donde lo consideraron como “un hombre honesto”.

La BBC bajo el escrutinio

Luego de las revelaciones hechas por el Daily Mail, y un posterior documental emitido por el canal de televisión ‘Channel 4’, la cadena de noticias BBC ha sido el blanco de las críticas.

Al respecto, el hermano de la princesa Diana dice que la investigación realizada por Tony Hall (director de noticias de la cadena para ese entonces), en el año 1996, fue hecha con el único propósito de encubrir a los culpables.

Por otra parte, el diseñador gráfico que elaboró los falsos documentos de las cuentas bancarias a petición de Bashir, dijo que la investigación del ‘96 de la BBC, solo sirvió para dañar su carrera.

Finalmente, Tim Davie, actual director general de la BBC, dijo el pasado lunes que la cadena se ha tomado el caso muy en serio y va a investigar hasta descubrir la verdad.

Ir arriba